Datos Personales

Mi foto
Sevilla, Andalucía, Spain
Contacto: correo electrónico que encabeza el blog. Se aconseja Chrome para la mejor visualización.

lunes, 11 de febrero de 2013

Bruckner. Sinfonía nº 7. Karl Böhm. Orquesta Filarmónica de Viena. 1976.


Querido amigos para esta noche propongo un disco mágico, realmente único y lleno de sorpresas. LA bellísima interpretación del maestro Böhm de la Sinfonía nº 7 de Bruckner al frente de la Orquesta Filarmónica de Viena. Una interpretación llena de belleza y que emana sabiduría interpretativa en cada compás. Pocos directores se han acercado de forma tan hermosa a esta muy famosa obra de Bruckner, pocos.

En este espacio ya hemos dejado muestras del arte de Böhm dirigiendo a Bruckner con dos ejemplos que pueden considerarse están en la cumbre de las interpretaciones de esas obras. Sus aproximaciones realizadas para Decca de las Sinfonías nº 3 y nº 4 son excelsas, mágicas y bellas donde las haya.

Ya en aquellas entradas comentaba que: "La maestría de Böhm, formado en las fuentes clásica de la dirección, y su dominio de la obra de Mozart o Strauss está intachablemente traspasada a la lectura de la obra de Bruckner." Y añadíamos "...logra extraer de todo el conjunto de la orquesta un empaste, una unidad y un sonido increíblemente bello así como de todos y cada uno de los solistas de la misma un virtuosismo y unos matices sonoros espectaculares. Es como si realizara una disección artística de la obra, una disección de artesano no una autopsia sino una taxidermia preciosa y llena de vida."



Repetiría las mismas palabras a pesar de parecer pesado. Pero es cierto queridos amigos, Böhm logra una traducción de los pentagramas de Bruckner realmente asombrosa y llena de delicadeza, cuajada de detalles, amplia y seductora, con recreación en los matices y en el discurso global de la obra acentuando los más bellos detalles que puedan existir en ella y exprimiendo todo su valor musical y emocional. No hay opulencia marcada, existe la justa para dar la intensidad que la partitura requiere; no sobrecarga los oídos con un volumen estridente y chirriante; es lo contrario, manipula el mismo con suavidad de terciopelo, acariciando cada nota, cada frase, cada tema con un aceite mágico que pareciera dar vida y alma a la música; escuchen como simple muestra el maravilloso Adagio (sin desdeñar para nada el sublime y mágico inicio del primer movimiento), sencillamente sobrecogedor y realmente impresionante. Y en el Scherzo nos muestra un Böhm ágil, fresco, dinámico y poderoso. Nada de enlentecimientos gratuitos, desarrolla la música a ritmo sensacional, sacando a relucir la brillantez de los instrumentistas vieneses de forma prodigiosa (señores, unos instrumentistas para quitase el sombrero, realmente únicos). Música juguetona, vivaz, ágil y preciosa en una estructura proverbialmente bella. Como decíamos entonces sobre el maestro "logra un sonido contundente, masivo, catedralicio, pero no sólo eso, es delicado, sutil, elegante, cantabile. Es un sonido justo a cada momento y si es fascinante escuchar el desarrollo y crecimiento progresivo de los temas de cada movimiento, su enorme majestuosidad, su dinamismo y su belleza, también lo es apreciar la delicadeza instrumental de sus pasajes más ligeros, juguetones o sencillos". Plenamente aplicable al soberbio scherzo. Y rendirmos ante el majestuoso y bellísimo desarrollo del cuarto movimiento, lleno de fuerza, intensidad, armonía, delicadeza y majestuosidad.

En definitiva una interpretación realmente digna de tener en cuenta, de las más bellas que puedan escuchar. Digno homenaje a un maestro que supo dar a Bruckner un sentido ligeramente distinto al de todos sus contemporáneos, su propio sentido y al que llenó de honda expresividad, sentimiento intenso y sabiduría en el manejo de la orquesta. Una recreación maravillosa.

Böhm interpreta la Versión de 1885 en la Edición de Nowak que mantiene la mayor parte de los cambios de la edición de 1885 de Gutmann, incluyendo la percusión en el tiempo lento y en su caso sin omitir el golpe de platillo del movimiento lento.

De forma muy resumida y para aclarar un poquito esto de las ediciones de la Séptima y en cuanto a las tres ediciones de la Versión de 1885:

Edición Gutmann (publicada en 1885)

Tras el estreno en 1884 se hicieron algunos cambios, antes de esta publicación. Está aceptado que Nikisch, Franz Schalk y Ferdinand Löwe influyeron significativamente en esta edición, pero es discutible hasta qué punto tales cambios fueron autorizados por Bruckner. Fundamentalmente, estas modificaciones se refieren a tempo y orquestación.

Edición Haas (publicada en 1944)

Robert Haas intentó eliminar las influencias de Nikisch, Schalk y Löwe, para recuperar el concepto original de Bruckner. Para ello, utilizó material procedente del autógrafo de 1883, aunque este ya incluye cambios posteriores. El cambio más evidente en esta edición es la ausencia de platillos, triángulo y timbales en el clímax del movimiento lento: Haas argumentó que Bruckner había decidido posteriormente eliminar la percusión en este punto, lo cual ha sido ampliamente discutido.

Edición Nowak (publicada en 1954)

Leopold Nowak mantuvo la mayor parte de los cambios de la edición de 1885, incluyendo la percusión en el tiempo lento. Incluyó las indicaciones de tiempo de la edición de Gutmann, pero poniéndolas entre corchetes. Aunque se incluyen en la partitura impresa, algunos directores omiten el golpe de platillos en el tiempo lento, siguiendo los criterios de Haas.

Que la disfruten.

En breve la Octava por Böhm. Otro ejemplo de lo que es hacer bella la música. Esta Séptima es un pequeño regalito en especial a Manuel José que nos habrá permitido tener en breve esa maravillosa octava de DG.



Bruckner
Sinfonía nº 7

Karl Böhm
Orquesta Filarmónica de Viena
Versión de 1885 en Edición de Leopold Nowak de 1954

Grabación, Viena, septiembre de 1976











49 comentarios:

  1. Ya comenté hace tiempo en este blog que tanto 7ª y 8ª por Böhm se encuentran para mi en la cima de la discografía de estas obras. Con una Filarmónica de Viena a nivel soberbio, con una cuerda excepcional, Böhm construye una 7ª plena de un lirismo misterioso como nunca he hallado en ninguna otra interpretación. Lírica tambien la de Giulini con la misma Filarmónica vienesa, con su extraordinario legato cantabile, pero mas humana y menos misteriosa.
    Extraordinario aporte Julio. Tanto esta como la 8ª son interpretaciones brucknerianas de conocimiento imprescindible.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querido Alejandro debo coincidir contigo en que es una maravillosa recreación. Realmente la he disfrutado de manera increíble. En breve como decía la Octava que me ha dejado también maravillado.
      Un fuerte abrazo.

      Eliminar
  2. Yo tengo la suerte de tener un álbum de vinilos con estas dos sinfonías. Coincido en las apreciaciones de Julio. Interpretaciones bellísimas y de gran lirismo, diferentes a otras interpretaciones de las sinfonía mencionadas. Pasa algo semejante con la 9ª de Beethoven de Böhm de 1980. Para mí más lograda la séptima que la octava, quizás por que el "espíritu" de la primera se acerca más a la visión de Böhm en esta interpretación.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Posiblemente sea así querido amigo. Esta Séptima tiene un algo que se casa muy bien con el maestro Böhm, y aunqoe la octava es igualmente bellísima no logre quizá los mismos resultados, todo ello dentro de una clase altísima y diferente.
      Me has recordado esa novena de Beethoven que habrá que rescatarlas querido amigo.

      Eliminar
  3. Si, las más grande séptima de Bruckner, y además con la ventaja de que este equilibrio, este lirismo y este empaste de la orquesta, de una belleza única, lo entendemos todos. No aparecen aquí los misticismos abstratos de Celibidache, ni falta que le hace. Para muchos, entre los que me encuentro, la más completa interpretación de la obra,la más humana y, con toda seguridad, la más bella. Creo que la Fularmónica de Viena no está a este nivel con Bohm ni en la famosa 4º ni en la un poco menos famosa, que anuncias proximamente, octava.
    Atentamente.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querido JAvier, contentísimo de tu comentario y tu disfrute. Ciertamente me sorprendió la excepcional recreación que hace la Filarmónica Viensa, pienso que la orquesta más bella en Bruckner junto a la Concertgebouw, por su nivel altísimo. Como bien dices, equilibrada, empastada, uniforme, rica y bella.
      Un abrazo. PD: me declaro amante de esos misticismos celidibachianos, son mi debilidad.

      Eliminar
  4. Que gran aporte, muchas gracias por subir esta y otras obras de tal belleza e importancia dentro de la historia de la música occidental. A modo de consejo/crítica: soy nuevo en la pagina y la verdad que es el diseño es bueno y cómodo, pero cuando se trata de buscar más "abajo" en la pagina se vuelve una tarea muy tediosa. Sería interesante fraccionar la pagina y usar el sistema de "pag anterior-pag siguiente" de la mayoría de los blogs. Aparte de eso nada más que decir.
    Salud.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estimado Pancho, primero bienvenido y contento de que hayas disfrutado de este hermoso disco.
      En cuanto a la estructura, es un molde de Blogger que, hasta donde alcanzo no permite esos añadidos que efectivamente harían su tránsito más fácil. No obstante te recomiendo que al iniciar pongas el blog en la forma Sidebar, debajo de Classic arriba a la izquierda. Te permitirá recorrerlo rápidamente.
      Un abrazo.

      Eliminar
  5. "Resuena en Bruckner un espacio sonono que es incluso anterior al Barroco, y que todavía parece resistir a la unificación racionalista propia del Barroco tardío, la que sanciona J.S.Bach en sus preludios y fugas para clavecín.
    Le acompaña y envuelve un ámbito sonoro casi renacentista, en el que las líneas de voz se conjugan en contrapunto, de modo que en su autonomía relativa logran producir una conjunción armónica que es siempre efecto y producto, y no a priori racional, como en la era del basso continuo;..."
    Eugenio Trías. El canto de las sirenas
    In memoriam.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Maravilloso, precioso, descriptivo realmente amigo Millares.
      Muchísimas gracias.

      Eliminar
  6. Me bajo al nivel mas superficial, sin entrar en misticismos y otros magisterios (podría pero me quedaría corto). Esta versión de la séptima es sencillamente magistral, cálida y dotada de la magnifica sencillez que el maestro Bohn imprima en los Filarmónicos Vieneses. Conocía esta versión, y la 8º venidera (gracias Julio) porque al igual que Musicoclásico, tenía un álbun de la DG donde venian ambas sinfonias en esta versión en vinilo (lo perdí al prestarlo).
    Me gusta Bohn porque, a su manera, se parece a Haitink (otro de mis directores apóstoles), hay algo en sus interpretaciones que hace que el director pase desapercibido en beneficio de la interpretación, fiel a los tempos, sin exageraciones ni extravagancias, incluso en vivo (que es donde los directores se permiten las mayores licencias), y dan muestra de ello sus grabaciones multidisciplinares de Mozart, R.Strauss, Brahms...
    Voy a disfrutar ahora mismo con el Adagio de esta grandiosa 7ª de Bruckner.
    Con respecto al comentario del amigo Javier, cuando habla de la 4ª, no puedo sino discrepar. Esa grabación de la Decca con la WP de 1973 (ó 1974?) es una total referencia.

    Gracias Julio.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Javier (jmfurtwangler)12 de febrero de 2013, 13:07

      Manuel José:
      La 4ª por Bohm, grabada en la Sofiensaal, Viena, en noviembre de 1973 (tengo el CD Decca Legendary Legends, delante, Ref 466374-2)todos sabemos que es unánimemente considerada como referencia, sólo discutida por Celibidache (aunque este juega en división distinta, aprovecho: prefiero la de Celi de los 70 por su mayor garra y dramatismo, sobre la de Emi,pero esto es para gustos).
      Lo que yo quería decir en mi comentario anterior es que el sonido de la Filarmónica de Viena, conforme a mi percepción, es mucho más bello, aterciopelado y subyugante en esta séptima. Desconozco hasta que punto la toma sonora puede ser responsable de ese sonido ligeramente más chirriante y descarnado que escucho en la grabación de Decca de 1973, producida en 1974 y editada en la serie mencionada de Legendary Legends en 1999.
      Atentamente.

      Eliminar
    2. Javier,
      en tal caso nuestras opiniones tienden al acercamiento. Del mismo modo confía en la 8ª que Julio dice que publicará, pertenece a la misma edición que la presente 7ª de DG y tb grabada en 1976. Seguro que en ella encuentras también esa sonoridad que describes.
      Saludos y gracias por tu acertada respuesta.

      Eliminar
    3. Conozco la 8ª por Bohm y no es de las que más me gustan. No encuentro ahí ni el sonido, ni el lirismo, ni la intensidad de la 7ª. No lo encuentro yo, otros oyentes parece ser que si.
      Mis octavas preferidas son Furtwangler 1944, dentro de las antiguas, y Wand/Berlin (RCA, del 2001)dentro de las modernas.
      La volveré a revisar no obstante.

      Eliminar
    4. Si, pero Furt "le metió mano" a la partitura. Aunque cual es la partitura en cualquier sinfonía de Bruckner??.- Y no le "metio mano" a saco Robert Haas a esa 8ª ??
      Bueno, para empezar a hablar y no acabar.

      Eliminar
    5. Manuel, lástima de esa pérdida de los LP, debían ser una joya. Böhm era un maestro maravilloso, dotado de una paleta de recursos que pocos han tenido, me atrevería a decir a pesar de las críticas que Bernstein, Karajan, Fricsay, Furtwängler y poquitos más. Era un sabio de la dirección, un artista un mago. Y en las interpretaciones brucknerianas un ente superior. Estoy realmente conmocionado por estas dos obras, la Séptima y la próxima Octava. Y desde luego esa Cuarta de Decca (en este caso sí, me disculpas Manuel, le discute el Celibidache en vivo que siempre recomiendo en este espacio) una belleza insuperable.

      Eliminar
    6. Intentando resumir respuestas a todos. Querido Amd, todos han metido mano a las partituras de Bruckner, pero pienso que es una tarea que ha merecido la pena. Hay versiones de todas las ediciones, originales y revisiones y muchos maestros han tocado varias versiones diferentes. El público, el melómano que escucha los disco se beneficia. Tenemos platillos y no platillos. A cada cual más bella.

      Referente a las grabaciones posiblemente el sonido Decca de aquel entonces era más preciso y frío que el conseguido por DG años posteriores y pienso que puede influir al igual que las sedes de grabación.
      En mi humilde opinión, esta séptima tiene una sonoridad orquestal majestuosa. La Cuarta, pues también, Manuel también, pero esta me alucina. Y en la Octava se vuelve a repetir. Quizá el carácter de las propias obras haga sentir de una forma u otra.

      Eliminar
  7. Respuestas
    1. Cher ami, est une interprétation merveilleuse, pleine de charme et de magie. Exemple parfait de la beauté absolue.

      Eliminar
  8. Veo que este disco ha suscitado enorme interés. Me alegro, me alegro que haya gustado. Responderé más adelante con detalle queridos amigos. Estoy contentísimo con la aceptación de este disco que tenía en el olvido y en la caja de los discos perdidos.

    ResponderEliminar
  9. Estimado amigo:
    Observo con gusto que las grabaciones realizadas por Böhm poco a poco vayan ganando terreno luego de que hasta hace unos pocos años comentaristas como el Sr. Perez Adrián (de la revista "Scherzo", entre otros) se preocuparon en exceso por desprestigiarlo... Aún recuerdo cuando el ya citado crítico se refería a la figura de Böhm como "el superficial, tosco y epidérmico conductor de Graz".
    Y esto viene a colación por el espléndido disco que Usted nos obsequia: una séptima llena de claro-oscuros, preciosamente construida y tocada con maestría por una Filarmónica vienesa en estado de gracia. Una interpretación (nada tosca ni epidérmica) muy cercana al espíritu a veces bucólico, a veces místico y misterioso de un Bruckner catedralicio e inmenso. Un Bruckner sutil y austriaco-schubertiano que tal vez sólo Böhm y el malogrado Oskar Kabasta entendían.
    ¿Existen interpretaciones mejores?... dificilmente. A la par sólo recuerdo las versiones de Steimberg con Pittsburgh, Jochum con Berlín, el citado Kabasta con Munich y Celibidache también con Munich. Incluiría también las de Haitink con Amsterdam o Furt con Berlín, pero sin duda son otro mundo...
    En resúmen: una grabación memorable e irrepetible la que nos presenta Usted. Memorable por la conjunción Böhm-Viena-Bruckner e irrepetible por las mismas razones.
    Gracias y un gran saludo desde México capital.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Amplio y bien mantenido comentario querido amigo. Los críticos son eso, críticos, hay que escucharlos y leerlos pero lo bonito de la música es que cada oido puede mandar al garete a todos y cada uno de los críticos. Böhm habrá sido otra cosa, pero tosco y superficial no.
      Citas dos ejemplos que entran en liza: Jochum y Kabasta; sublimes. Y uno más que vendrá en breve: Celibidache. Insuperable, pero comodices están en otro mundo diferente.

      Eliminar
  10. Javier (jmfurtwangler)14 de febrero de 2013, 8:19

    A mi comentario anterior sobre octavas preferidas añado un disco excepcional con unas octava y novena de referencia, a la altura del mismísimo Furtwangler: Eugen Jochum/Orquesta del Estado de Hamburgo (8ª) y Radio de Baviera (9ª), Deutsche G(The Originals) Ref. 449758-2, año 1949 (8ª) y 1955 (9ª).
    Algunos señalan este disco como un Jochum todavía en ciernes sin alcanzar los resultados de madurez. Nada más lejos de la realidad, estamos aquí ante un Bruckner maduro, inmenso, trascendente, profundo, muy cercano a los modos de Furtwangler y alejado, eso si, del Jochum posterior más tranquilo y equilibrado si se quiere.
    Mi percepción sobre este disco, a mi modesto entender, está más cercana a lo que la revista Diapason en 1993 (cita en Scherzo nº 120, pág. 64)y los "antiguos" calificaban como la mayor octava de la historia, pudiéndose en este caso, y sin entrar en tal valoración, situar al mismo nivel la 9ª.
    Impresionantes versiones. Volviendo a la octava, cuando escuchas los primeros dos minutos te das cuenta que deja a la meritoria de Bohm en pañales, principalmente por expresividad e intensidad.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querido JAvier, hablas de unos hitos de referencia en la materia. Plenamente de acuerdo y son parte de alguno de los tesoros que aquí vamos teniendo. Lo recomiendo se revise: http://juliosbv.blogspot.com.es/2011/02/bruckner-sinfonias-n-8-y-n-9-eugen.html

      Eliminar
  11. Nos hemos desviado antes de tiempo hacia la 8ª.
    Volviendo a la septima, han aparecido aqui nombres indiscutibles: Furt, Celibidache (ninguno de los dos son mis preferidos), Haitink, Böhm, Giulini, Jochum, Wand....
    Creo que nos faltan dos: Klemperer y la ultima grabacion de Karajan (justo antes de morir).
    Y, mas que dividir entre interpretaciones "antiguas" y "modernas", ya he comentado otras veces en este blog que a mi me gusta adscribir a los distintos directores en Bruckner bien en el grupo de los místicos, bien en el de los agnósticos.





    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Javier (jmfurtwangler)14 de febrero de 2013, 11:33

      Si, tiene usted razón, pido disculpas.
      La séptima de Wand con Berlin (RCA), seguramente la última que grabó en los últimos años de su vida, que en algún sector tuvo críticas extraordinarias, particularmente no me convence. A mi modo de ver le falta el lirismo,la intensidad y la calidez de la de Bohm, e incluso la sonoridad de Berlin, por muy perfecta que sea, no me convence tanto como Viena.
      Jochum inmenso siempre. Haitink y Giulini no he escuchado. Me gusta mucho también, superior a la de Wand, creo, la de la integral de Barenboim en Teldec, con la Filarmónica de Berlin, superior a su mas reciente con la Staatskapelle. Furtwangler siempre único, aunque en la séptima me sigo quedando con Bohm. Celibidache, lo siento, aun reconociendo unas sonoridaes únicas por momentos, en conjunto me duermo. No es Celi para todos los paladares, y estoy convencido de que muchos que le ensalzan es porque no se atreven a decir otra cosa ante la total unanimidad de la crítica especializada. Particularmente coincido con unas declaraciones de Welsert-Most en una entrevista hace más o menos 20 años a Scherzo: CELIBIDACHE NO ENTIENDE A BRUCKNER. No obstante si es delito decir lo contrario, disculpe quien corresponda, pues digo otra cosa.
      Atentamente.

      Eliminar
    2. Böhm era uno de los místicos. Wand (como Haitink) era de los agnósticos. No se les puede pedir el lirismo de Böhm o Giulini, pero aportan otras cosas, e igual de interesantes. La 7ª de Barenboim con la Berliner Phil. es a mi juicio la mejor de esa integral. Asi como para mi la orquesta mahleriana por excelencia es la del Concertgebouw, la bruckneriana no tengo dudas de que es la Filarmónica de Viena. Y en cuanto a Celibidache, al cual escuche en directo un puñado de veces en mi vida, pues no es exactamente santo de mi devoción; en general soy poco amigo de las excentricidades.

      Eliminar
    3. Querido Amd, efectivamente esa clasificación tuya se me quedó grabada hace tiempo cuando la lanzaste aquí. Y permite en gran manera encuadrar, no encasillar, a muchos de los directores que interpretan Bruckner y que lo tienen como parte íntima de su repertorio. Karajan, maravilloso, Giulini, como en la novena, único. Baremboim, camino de lograr algo único.
      Estimado Javier, faltaría más que no dijeras lo que pienses, eso es lo último que deseamos todos aquí. Lo bonito de esto es que todos vamos viendo nuevas luces. Verdaderamente Celibidache no es para todos los gustos, como no lo es Karajan o no lo fue durante mucho tiempo Wand. Pero ahí dejan su contribución. Si a alguien se le cae una lagrimilla con el Adagio de la Septima, pues bemdito sea el músico que lo logre.

      Eliminar
  12. Amigos Brucknerianos,
    tal vez Welsert-Most fué demasiado categórico al afirmar que Celi no entiende a Bruckner, sobre todo considerando que Celi, guste o no, era bruckneriano por encima de todo. A mi me gusta Celi, de hecho, me gusta mucho, pues a él le debo, con esos tempos tan lentos, matices, instrumentaciones y motivos quasi imperceptibles (a simple oido) que no escucharemos en otras versiones. Recordemos además que se tomó las mayores licencias posibles a ser interpretaciones destinadas a la audición en directo, en un teatro y no a la perpetuidad de una grabación de estudio.
    Respecto a Baremboim, desconozco las ediciones de OFB y la Staatskapelle, tengo la integral que hizo a principios de los 80 con la Sinfonica de Chicago y la verdad,un gran director y orquesta pero, a años luz de cualquiera de las que mencionó Javier o amd.
    Por otro lado, Javier, al Cesar lo que es del Cesar. Celi tiene cosas muy buenas y otras que no lo son tanto, y creo que es en esa medida en la que se le debe juzgar como director. Si es cierto que en algunas obras (Schumann, Sibelius...) esperaba más de él, esperaba en algún momento que apareciera el genio, pero no ocurrio. Pero tambien hay cosas, como su 4º con la Munchner (Tokio 1993) que me atrapó y no me dejó salir hasta que terminó.
    Por cierto,amd, la 7º de Guiulini con la WP, es muy cercana a esta que ha nos brinda Julio, toda una maravilla.

    Off topic. Estos comentarios de Javier, amd, el Sr anónimo, millares y, por supuesto nuestro Julio, son de una riqueza brutal. La gente sabe de que habla y yo, esté mas o menos de acuerdo, me quedo con todos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Soy amd y soy el mismo que inicio este hilo como Alejandro Martinez Dalmau. Arriba del todo ya hacía similitudes entre Böhm y Giulini. Los dos muy líricos. Böhm mas misterioso. Giulini mas humano. Y en Giulini su maravilloso, inigualable, marca de la casa, "legato cantabile".

      Eliminar
    2. Y en este momento estoy reoyendo la 7ª por Klemperer con los Berliner Philhamoniker (Luzerna, 03.09.58). Dentro de los agnósticos, por favor no os lo perdais ( al igual que su grabación con la gloriosa Philharmonia de aquellos años)

      Eliminar
    3. Y como siempre en Klemperer, prestad atención a su manejo de los vientos, en particular de los vientos-maderas

      Eliminar
    4. Javier (jmfurtwangler)14 de febrero de 2013, 18:56

      ¡Oh Klemperer! Su 4ª con la Philharmonia (Emi) es una de mis favoritas. Creo que le puede discutir el trono a cualquiera, Bohm incluido. Sin embargo en su sexta, aunque también muy famosa, prefiero claramente a Sawallisch (Orfeo)sobre cualquier otro.Las otras por Klemperer no las he ecuchado.
      Bueno, ya me he desviado otra vez. Disculpas entonces por adelantado.
      Creo que hay que pedirle a Julio que nos monte una página a modo de foro.

      Eliminar
    5. Manuel un comentario que te engrandece como persona.
      Es bonito, bonito de verdad compartir estas opiniones que además de enriquecernos en conocimiento nos brindan la oportunidad de explorar nuevas o desconocidas por nosotros recreaciones de diversos maestros.
      Fijémonos que estamos hablando de gente consagrada, verdaderos monstruos de la dirección. ¡Qué le vamos a discutir a ellos! Alabados sean todos por dejarnos su trocito de vida en cada ocasión que interpretan, en directo o en disco, una obra bruckneriana. Nos llenan de luz. Todos ellos, todos. Luego nosotros lo apreciaremos como velas, candiles o leds. Pero todos nos iluminan algo.

      Eliminar
    6. Alejandro, JAvier, siempre agradecido por vuestros aportes. Ojala podamos montar ese foro. Hay algo previsto vía Google Plus pero no lo tengo perfilado del todo.

      Aprovecho para indicar que pondremos más carne en el asador con una interpretación de la Séptima que particularmente me vuelve loco. celi. Tokio. 1990. Directo.

      ¡Más madera queridos amigos!

      Eliminar
    7. @ Javier:Tambien me salgo y comento tu comentario sobre la sexta. Klemperer, fastuoso, tanto en su grabación con la Philharmonia como en su concierto con la del Concertgebouw el 22.06.61. Intensidad, monumentalidad, tempos a rajatabla. Otro agnostico:Wand,con la NDR, en su linea habitual en Bruckner; preciso y precioso. Por último, tienes razón, Sawallisch con la orquesta estatal de Baviera, este de los místicos; version lírica, poética y humana.
      Para mi lo mejor que hay en disco de esta sinfonía

      Eliminar
  13. Gracias Manuel José. Pero sólo citaba a Eugenio Trías, que es el que me ha ayudado a ir entendiendo a Bruckner (aunque todavía sigo en ello) ahora ya que pasó ese límite del que durante toda su vida estuvo hablando.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siempre andamos entendiendo cosas nuevas querido Millares. Pero esa descripción de Trías es para enmarcarla querido amigo.

      Eliminar
  14. Javier (jmfurtwangler)15 de febrero de 2013, 22:34

    Bien, pues a la espera de que Julio nos monte el foro y saliéndome una vez más del tema, bueno sólo en parte, ahí va mi selección de referencias brucknerianas, de la 3ª en adelante.
    3ª.- Kubelik/Radio de Baviera (octubre 1985, Sony, GC 39033), VERSION 1877
    4ª.- Tengo serias dudas pero al final creo que me inclino por Klemperer/Filarmonía (EMI)
    5ª.- Jochum/Concertgebouw (Philips, 30-31 mayo de 1964,Ref. 464693-2)
    6ª.- Sawallisch/Estado de Baviera (Orfeo C024821 A, 1981)
    7ª.- Bohm/Viena
    8ª.- Furtwangler, 1944 ó Jochum/Hamburgo, 1949
    9ª.- Furtwangler/Berlin 1944. Mención especial:Giulini/Filarmonica de Viena-Harnoncourt/Filarmonica de Viena 2002 (RCA Live, Ref 54332-2)

    Julio: IMPORTANTE. Si te digo lo del foro no es para que sea como otro muy conocido con los grupitos típicos, camarillas, dobles nick que utilizan algunos. En definitiva, un censor bien entendido.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Preciosa lista Javier.
      LA idea la tengo en la cabeza pero técnicamente no soy un experto y lo más parecido es a través de Google + donde hay un Círculo "Sentidos". Eso ya está activo. Pero no sé si añadir otrs página para que se llame Debates o algo así.
      No te capto lo de censor. La idea es que todos los que estamos por aquí o nos visiten opinen y nos dejen sus comentarios, listas, conocimientos, enlaces a archivos, no sé, cosas de esas.

      Eliminar
  15. Javier (jmfurtwangler)16 de febrero de 2013, 1:44

    Me explico:
    El funcionamiento de un conocido foro no me interesa. Yo me salí. Lo que observo de forma negativa es:
    - Utilización del foro para hablar de cotilleos al margen de lo musical.
    - Actitudes de acoso, en ocasiones, ante el que opina distinto si no entra en el juego que el grupito de siempre establece.
    - Dobles nick: Es alucinante ver nicks nuevos para contestarte de una forma determinada con el fin de pasar desapercibidos.
    - En ocasiones, falta de nobleza en ciertos comentarios con menosprecios ante el que se sale de la línea "oficial".
    - Formación de corrientes de opinión donde, por ejemplo, combaten con saña todo lo que huele a postromanticismo, neoromanticismo etc
    ¿Cómo se sanea un foro de este tipo?. Con un administrador que puntualmente intervenga para reconducir los debates bajo apercibimiento de cerrarlos. Le llamamos censor o conductor, la palabra es la de menos.
    De todas formas, tengo algunas dudas. Foroclasico.com es un foro prácticamente muerto, a parte de que más que foro de música clásica, en la actualidad es un foro de ocurrencias donde tratan de destacar los que se creen los más listillos de la clase. Me imagino entonces que si se le establecieran cortapisas en el sentido expresado anteriormente, a lo mejor tendrían que cerrarlo por inactividad. No sé.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querido Javier, no sería esa la idea en este caso.
      Lo intresante es algo como lo sucedido con esta entrada. Libertad absoluta, respeto, conocimiento y opiniones.
      La cuestión es que no sé cómo hacerlo aunque ya te digo que hay un grupo Sentidos en Google+ pero sólo me permite invitar a personas con correo Gmail.

      Eliminar
  16. Thank you so much! I searched for this magnificent Bohm recording for so long. It is perhaps one of the most perfect realisations of Bruckner on disc. It has beauty, awe, and above all - humanity. Thank you! Does anyone know where there is an upload of Welser-Most's Bruckner Symphony No. 5? No. 5 is the Bruckner I love most, and I am keen to hear Welser-Most's performance. Thank you Julio.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Dear friend Michael, thanks for your comment. I'm glad you enjoyed this beautiful work. Unfortunately I have a recording of Franz Welser-Möst. Try searching among friends.

      Eliminar
  17. Hola Julio, he intentado descargar sin éxito este flac, que parece ser de un servidor que ya no usas. Pero mi antivirus me lo bloquea como página peligrosa.
    ¿Podrías actualizar el enlace, por ejemplo a mega? Gracias por llevar este maravilloso blog, un gran descubrimiento para mí.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estimado amigo Lorenzo. Actualizada. Un abrazo.

      Eliminar
    2. Muchas gracias. ¡Qué efectividad!

      Eliminar
  18. Estimado amigo Lorenzo. Actualizada. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  19. Actualizada/Update entrada: Bruckner. Sinfonía nº 7. Karl Böhm. Orquesta Filarmónica de Viena. 1976.

    ResponderEliminar